La Iglesia Presbiteriana (EUA) es una iglesia confesional. Esto significa que expresa sus creencias y enseñanzas por medio de documentos tales como credos, catecismos, confesiones y declaraciones de fe. Los más antiguos documentos confesionales reconocidos por la Iglesia Presbiteriana (EUA) son el Credo Niceno y el Credo de Los Apóstoles.

 

Hay otros documentos confesionales que datan de la época de la reforma protestante (Siglo 16+) y varios han sido producidos en el Siglo XX. El más reciente de nuestros documentos confesionales fue aprobado para uso de la Iglesia en 1991. El mismo expresa de manera clara y en lenguaje sencillo la fe de la Iglesia Presbiteriana en el tiempo presente. 

 

Los Grandes Fines de la Iglesia (Libro de Orden, F-1.0304)
- la proclamación del evangelio para la salvación de la humanidad, 
- el amparo, la educación y la confraternidad espiritual de los hijos e hijas de Dios, 
- la perpetuación de la adoración divina, 
- la preservación de la verdad, 
- la promoción de la justicia social, y 
- la manifestación del Reino de los Cielos al mundo.

Los símbolos básicos en el sello son la cruz, la Escritura, la paloma y las llamas. El elemento estructural y teológico dominante en el diseño es la cruz, el símbolo universal y más ecuménico de la iglesia Cristiana. La cruz representa el amor de Dios encarnado en Cristo Jesús, y de su pasión y resurrección.
 

La cruz céltica por su asociación con la historia Presbiteriana fue escogida como un modelo para la versión del símbolo antiguo.

Al experimentar con las líneas básicas y las formas de la cruz, el contorno de un libro comenzó a emerger en la

sección horizontal, y las dos líneas centrales de la cruz resultó la representación de un libro abierto.

 

La integración de las dimensiones horizontales de la cruz con el motivo de la cruz resalta el énfasis que la tradición Reformada ha puesto en el papel de la Escritura como la manera de conocer la palabra de Dios.

La forma ligeramente acampanada de la cruz céltica también hace posible la transformación de la sección más alta como la de una paloma descendiendo. Como un símbolo del Espíritu Santo la paloma está íntimamente ligada a la representación de la Biblia, afirmando el papel del Espíritu Santo en ambas, la inspiración y la interpretación de la Escritura en la vida de la iglesia. La paloma también simboliza el bautismo de Cristo por Juan y la paz y la integridad

que su muerte y resurrección traen a un mundo quebrantado.

Debajo de la imagen del libro está la insinuación de un atril o púlpito, el cual captura el papel importante de la

predicación en la historia de la adoración Presbiteriana.

Integrada en la parte inferior del diseño hay llamas que forman un triángulo implícito, un símbolo tradicional de la Trinidad. Las llamas mismas dan a entender un doble significado: el símbolo de la revelación en el Antiguo Testamento cuando Dios habló a Moisés desde la zarza ardiendo, y una insinuación del comienzo de la iglesia Cristiana cuando Cristo se manifestó a sus discípulos en Pentecostés y les ordenó que fueran los mensajeros de las buenas nuevas del amor de Dios.

El triángulo también sugiere la naturaleza del gobierno Presbiteriano, con su preocupación por balance y orden, dividiendo la autoridad entre los Ministros y Ministras de la Palabra y Sacramento y los laicos y laicas y entre los diferentes cuerpos gobernantes.

Este entendimiento de la iglesia se basó en una idea importante de la teología Reformada, el pacto, el cual Dios establece con gentes para afirmar el amor perdurable de Dios y para llamarnos a fe y obediencia en Cristo Jesús.

Mirando más de cerca a algunos de los componentes visuales del diseño, los observadores pueden descubrir

elementos que parecen fundirse con algunos de los más obvios símbolos teológicos. En la forma de la paloma descendiendo, por ejemplo, uno puede discernir también en el cuerpo de la paloma, la forma de un pez, un signo de Cristo de los primeros Cristianos, recordando su ministerio a los hambrientos.

Para algunos, el diseño total evoca la caligrafía de los manuscritos hebreos y griegos. Otros han visto una pila bautismal o un cáliz (copa) de comunión.

Iglesia Presbiteriana en Hato Rey© 2015

  • Wix Facebook page
  • Wix Twitter page
  • Vimeo App Icon